la Asociación Cultural El Cronicón de Oña tiene el gusto de presentar una nueva edición de esta recreación histórica. 

El cambio de ubicación de la tradicional puesta en escena, de la Iglesia de San Salvador al Patio de San Iñigo, nos permite presentar una propuesta totalmente renovada.

La decisión de este emplazamiento viene motivada por la seguridad que aporta, en la situación actual,  el espacio al aire libre frente a uno cerrado. En todo caso nos encontramos en el Monasterio de San Salvador, el monumento íntimamente relacionado con la historia que recreamos.

Para esta edición hemos previsto algunas modificaciones en la dinámica del espectáculo para aprovechar al máximo las posibilidades que ofrece el Patio; además hemos mejorado algunos  aspectos del vestuario. 

En definitiva se trata de un nuevo reto. Salimos de la zona de confort que nos proporciona nuestra maravillosa iglesia para adentrarnos en una puesta en escena más íntima y recogida pero igual de emocionante y hermosa. Un esfuerzo que agradecemos a los actores y actrices y que esperamos se vea recompensado por el apoyo del público.